miércoles, septiembre 28Bienvenidos a Tecnogus

Día de la juventud: Cómo Microsoft ayuda 500 mil colombianos a desarrollar habilidades y encontrar oportunidades

Imagen: Microsoft – 2021

La doble disrupción de la digitalización de la economía y la pandemia han hecho que las necesidades de talento países y las organizaciones se hayan modificado rápidamente. Se espera que hacia 2025, el tiempo dedicado a tareas realizadas por humanos será el equivalente al tiempo de tareas realizadas por máquinas. Y si bien esto generará una disrupción que desplazará 85 millones de puestos de trabajo, el Foro Económico Mundial estima que al tiempo se crearán 97 millones de trabajos nuevos.  Según la consultora McKinsey, la automatización y la adopción de la Inteligencia Artificial en los próximos diez a 15 años, transformarán el  trabajo, a medida que las personas interactúen cada vez más con máquinas cada vez más inteligentes. Esto traerá numerosos beneficios: mayor productividad, crecimiento del PIB, mejor desempeño de las empresas y nueva prosperidad… Pero sin duda también cambiará las habilidades requeridas del talento humano.

Estas nuevas tecnologías que están en una fase de adopción acelerada requieren personas que entiendan cómo funcionan y puedan innovar sobre ellas, desarrollarlas y adaptarlas. Las habilidades tecnológicas -tanto avanzadas como básicas-, verán un crecimiento sustancial de la demanda: se estima que aumente 77% en menos de una década y que se creen 6.5 millones de nuevos empleos en tecnología para 2022.

Esa línea de horizonte ya está aquí, pero el 70% de las personas creen que no cuentan con las habilidades necesarias para enfrentar los retos de su rol actual. Según el estudio del Futuro del Trabajo del Foro Económico Mundial, actualmente el 84% de los empleadores está apostándole a una rápida digitalización de los procesos de trabajo, incluyendo el trabajo remoto. Y mientras sólo el 3% de las empresas planea reducir su fuerza laboral debido a la tecnología, 41% proyecta ampliar su equipo de trabajo a tareas más especializadas.

Sin embargo, hoy existen importantes brechas de capital humano: al tiempo que industrias enteras no encuentran el talento capacitado que requieren, millones de jóvenes y de trabajadores no encuentran un empleo. Mientras que, por falta de talento, sólo el 33% de los empleos que requieren competencias digitales son llenados a nivel mundial, el mundo entero enfrenta altas tasas de desempleo, en particular entre los jóvenes.  En Colombia, la cifra de personas entre 15 y 28 años que se encuentra en esta situación es superior al 23%, ocho puntos por encima de la tasa general de desempleo.

Con las acciones adecuadas, este preocupante panorama representa a la vez una oportunidad. Se estima que, para 2022, se requerirá que 808 millones de personas adquieran nuevas competencias (especialmente enfocadas a tecnología) y las decisiones que tomemos hoy determinarán el curso de las vidas y los medios de subsistencia de generaciones enteras.

Los sistemas educativos y la formación para el trabajo se deben adaptar para que las personas puedan sacar provecho al nuevo entorno, encontrar oportunidades y empleos sostenibles y de calidad. Colombia tiene la oportunidad de sacar ventajas sobre otros competidores en un mercado laboral cada vez más global si logra reconvertir parte de su oferta a nuevas áreas del conocimiento.

Cerrar las brechas de competencias genera un círculo virtuoso: las compañías tienen menos dificultades para encontrar talento, reduciendo costos de contratación y de formación, aumentando su productividad y sus perspectivas de crecimiento. Al mismo tiempo la empleabilidad mejora cuando los jóvenes logran identificar las habilidades que el mercado más demanda y cuando consiguen capacitarse en las habilidades que les permitirán encajar en esos perfiles de empleos de mejor calidad y remuneración. Y, finalmente, al tener mano de obra mejor capacitada en tecnologías y una juventud mejor preparada y más productiva impulsa la transformación digital y el desarrollo, la innovación y la competitividad del país.

¿Cuáles son los principales desafíos?

Pertinencia: uno de los principales retos para los jóvenes es el poder identificar cuáles son las habilidades más valoradas por el mercado laboral que les permitan acceder a las oportunidades laborales de calidad.  LinkedIn monitorea desde hace varios años que la tendencia del mercado es a realizar sus procesos de reclutamiento más basados en las competencias y habilidades por encima de títulos profesionales. A través del Economic Graph desarrolló un genoma de competencias, basado en los 700 millones de miembros globales de la red social, y mapeó más de 35 mil habilidades que permiten conocer los perfiles más buscados en diferentes segmentos del mercado a nivel mundial.

Nuevos perfiles, nuevos modelos de formación: Mientras muchos jóvenes e instituciones educativas aún centran sus intereses en perfiles profesionales tradicionales y formaciones de largo aliento, el mercado laboral cambiante y una economía cada vez más digital requieren más capacidades puntuales y formaciones ágiles que respondan a esta necesidad. La Global Skilling initiative de Microsoft, LinkedIn y GitHub facilitó este proceso al ofrecer 10 rutas de aprendizaje gratuitas basadas en los perfiles más demandados en esta red social, que cuenta con más de 8 millones de cuentas en Colombia. Los perfiles de mayor demanda en el país son desarrolladores de software, gestor de proyectos, vendedor, administrador de TI, especialista de atención al cliente, experto en marketing digital, especialista de soporte técnico, analista de datos, analista financiero y diseñador gráfico han recibido a más de 400.000 personas para entrenamiento en estas rutas de aprendizaje, siendo servicio al cliente y analista de datos, los oficios que han generado mayor interés entre los colombianos.

Asimismo, los Microsoft Training Tech Days han brindado capacitación a 10 mil colombianos en habilidades digitales durante el último año. De estos, 1600 cupos fueron exclusivamente para mujeres, con el objetivo de crear estas habilidades en un género que está subrepresentado en el sector de la tecnología. Adicionalmente, Microsoft ha organizado la capacitación de 4 mil colombianos entre sus clientes y con 100 aliados de su ecosistema tecnológico de socios han entrenado en capacidades digitales avanzadas. El Cloud Skills Challenge ha convocado a más de 4 mil colombianos a adquirir habilidades para desarrollo de tecnologías en la nube.

De la formación al empleo: Uno de los pasos más desafiantes es el lograr ubicarse laboralmente con estas nuevas habilidades ¿Cómo encontrar las mejores ofertas?, Microsoft y LinkedIn facilitan este paso a través de las más de 55 millones de empresas y 11 millones de ofertas de empleo que tiene disponibles en su red social. Solo para el Global Skilling Initiative se está trabajando activamente con más de 250.000 compañías para conectar a jóvenes con sus futuros empleadores.

En Colombia, Microsoft y el SENA han implementado su proyecto Semilleros de Talento en unión con más de 50 empresas. El proyecto mapea las necesidades en tecnología de estas organizaciones y entrena de acuerdo con estas necesidades a más de 900 aprendices del SENA que desarrollan su etapa productiva en ellas. Las empresas reciban los beneficios de tener practicantes que responden a sus necesidades, y los aprendices desempeñan labores de alto valor agregado mientras abren nuevas oportunidades de empleo de calidad. Este año Microsoft y el SENA formarán a 25mil aprendices en competencias en tecnologías en Azure y esperan que 10 mil aprendices alcancen su certificación de industria.

Microsoft también se ha enfocado en desarrollar diferentes programas de capacitación en alianza con organizaciones locales. Actualmente está en plena marcha una alianza con la Secretaría de Desarrollo de Bogotá con la cual se busca capacitar a cerca de 5.000 personas (entre ellas un 70% jóvenes) para que accedan a oportunidades laborales con compañías locales, en algunas de las posiciones con mayor demanda en la ciudad como: representante de servicio al cliente, reclutador, analista de Datos y diseñador UX, entre otros.

Combinar habilidades duras y blandas: En muchas ocasiones, los jóvenes cuentan con las habilidades que requieren las compañías, pero no las destacan adecuadamente en sus perfiles o en sus hojas de vida. Un reporte realizado por el Banco Mundial y LinkedIn muestra que esto ocurre en particular con las habilidades blandas: mientras estas representan el 25% de las 20 competencias principales en las ofertas de empleo, no aparecen dentro de las 10 competencias principales de los perfiles de LinkedIn de los jóvenes que participaron en el estudio. En lugar de esto, los jóvenes prefieren destacar habilidades técnicas. Las rutas de aprendizaje gratuitas habilitadas por la empresa como parte de su Global Skills Initiative cuentan con una importante oferta en las habilidades blandas más requeridas, así como una asesoría para la creación de hoja de vida y entrenamientos para entrevistas de trabajo exitosas.

«Para que nadie en Colombia se quede atrás y pueda participar de las oportunidades de una economía cada vez más digital y global y pensando cómo impulsar la recuperación económica y la competitividad del país, estamos redoblando esfuerzos entre Microsoft, LinkedIn, nuestro ecosistema de socios y aliados clave como el SENA y MinTIC para atender las necesidades de habilidades de un mercado laboral cambiante. Trabajamos en el desarrollo de habilidades técnicas, digitales y blandas, en su pertinencia y su potencial hacia la empleabilidad, para crear caminos de aprendizaje ágiles y accesibles para todos los jóvenes», asegura Natalia Jaramillo, Líder de Educación para Microsoft Colombia.

Aumentar la inversión en programas integrales de empleo para jóvenes, facilitar asesoría y mentoría como parte de los programas de empleo juvenil, promover campañas que incentiven cada vez a más jóvenes a unirse a las plataformas digitales que los pueden conectar laboralmente, fomentar el desarrollo de habilidades blandas y técnicas, y aprovechar los datos del mercado laboral para identificar tendencias en tiempo real serán algunas de las claves para proyectar un mejor futuro para las nuevas generaciones de colombianos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.