miércoles, octubre 20Bienvenidos a Tecnogus

Agilidad mental se mantiene en espacios interiores libres de contaminación

Imagen: Daikin – 2021

Un estudio de la Universidad de Harvard detectó que una mala calidad del aire en oficinas afecta la capacidad de concentración y el tiempo de respuesta de quienes trabajan. Por el contrario, una buena calidad del aire mediante Filtros HEPA permite mantener la agilidad mental durante toda la jornada.

La calidad del aire que respiramos al interior de oficinas, salas de clases u otros espacios interiores tiene relación directa con nuestro desempeño en tareas que requieren agilidad mental y concentración.

Así lo determinó un estudio de la Universidad de Harvard que midió la capacidad de respuesta de 302 oficinistas de 6 países diferentes durante 12 meses hasta 2020, en relación con la calidad del aire interior de los lugares de trabajo.

Para esto se colocaron sensores que medían en tiempo real la cantidad de material particulado fino inferior a 2.5 micrones (PM2.5), de dióxido de carbono, así como la temperatura y la humedad relativa del aire.

Este estudio pidió a los trabajadores realizar pruebas cognitivas a ciertas horas fijas y también en momentos en que se detectaba un aumento o disminución de material contaminante en el interior de las oficinas.

Como resultado, se detectó que bastaba con que el material contaminante PM2.5 aumentara en 10 microgramos por metro cúbico para que las personas respondieran un 1% más lento las preguntas de las pruebas, y bajaban en más de un 1% la precisión de las respuestas. Mientras, si aumentaba el dióxido de carbono en 500 ppm, la demora en los tiempos de respuesta era de más de un 1% y las fallas en la precisión llegaban al 2%.

Una buena calidad del aire se relaciona con un buen desempeño cognitivo. “Esto es muy importante, mucho más si tenemos en cuenta que el aire interior está entre 2 y 5 veces más contaminado que el exterior, según varios estudios entre los que se encuentra el de la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos (EPA). A esto, además, se le suma el hecho de que formamos parte de la conocida como ‘Indoor Generation’ o ‘Generación de Interior’, es decir, pasamos el 90% de nuestro tiempo en lugares cerrados, según la Organización Mundial de la Salud (OMS)”, asegura Milena Santos, directora de marketing estratégico y producto Unitario de Daikin, un líder en temas de calidad del aire interior.

Ya anteriormente un estudio realizado por el Fraunhofer Institute for Building Physics de Alemania destacó que optimizar la ventilación y reducir los niveles de CO2 mejoraba en más de un 15% las capacidades de los estudiantes, haciendo que aumentara su capacidad de atención y de concentración y que disminuyera el absentismo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *