About Me

header ads

Elegir su auto usado ideal, es más que un asunto de presupuesto

Imagen: OLX – 2021

4 La compra de vehículos usados es más atractiva para quienes planean cambiar o adquirir un vehículo y que cuidan de sus finanzas sin sacrificar la posibilidad de acceder a un carro de mejor categoría. Sin embargo, es clave para un comprador entender que más allá del presupuesto también es importante tener en cuenta otros criterios que le ayudarán a optar por el que más se ajuste a sus necesidades.
 
“Los consumidores no necesariamente están bien orientados al comprar un carro. Es por esto que, como primer paso, recomendamos tener en cuenta el tipo de ciudad en la que transitará, su núcleo familiar, los objetivos de uso, además de tener claro el presupuesto del que dispone, pues, aunque estos factores parezcan obvios muchas personas no los consideran desde el principio. Así, aseguramos que el vehículo preste un mejor servicio, que pueda operar por más tiempo y que sea el adecuado”, afirma Felipe García, Gerente de OLX Autos para Colombia.
 
Adicionalmente, en el proceso de elección del auto, también es importante distinguir las versiones y el año del modelo, ya que eso garantizará que tenga mayor o menor equipamiento como, por ejemplo, frenos ABS, airbags o dispositivos de infoentretenimiento, entre otros.
 
De esta manera, si está pensando en comprar o cambiar su auto, estas son algunas opciones de carros asequibles y de gamas más aspiracionales, para que se asegure que su compra va a suplir sus necesidades y pueda sacar el mejor provecho de su adquisición.
 
Solteros viviendo en la ciudad: City cars
 
Los carros para ciudad comúnmente llamados “city cars” son vehículos que se caracterizan por su tamaño pequeño, pensados para la movilidad en la ciudad y que cuentan con espacio para lo necesario; sus motores no son grandes, por lo que el consumo de gasolina resulta no ser alto.
 
El bajo costo de adquirir este tipo de auto de segunda mano, pero que cuentan con un buen mantenimiento, lo convierten en la opción perfecta tanto para jóvenes universitarios como para aquellas personas que están empezando su vida laboral. Incluso, es la opción ideal para parejas sin hijos que no necesitan mucho espacio de almacenamiento y que aprecian los carros pequeños por la facilidad de maniobrar, sobre todo en ciudades de tráfico denso. Es usual que algunas personas los consideren como los vehículos alternativos por el pico y placa o la movilidad.
 
Dentro de los city cars más populares en el mercado se encuentran el Renault Twingo, Chevrolet Spark y Spark GT, Kia Picanto, Nissan March, Hyundai i10 y Eon, Suzuki Celerio y Volkswagen Cross Up, entre otros. Entre años modelo 2013 y 2021, estos autos pueden encontrarse entre los 16 y 23 millones o incluso hasta los 33 millones de pesos como vehículos usados, especialmente en versiones con equipamiento básico o de equipamiento medio.
 
El auto ideal para familias de pocos integrantes
 
Un auto es una de las primeras grandes inversiones que realizan las familias cuando empiezan a crecer. Los vehículos familiares se caracterizan por tener más espacio en las plazas traseras y en el baúl, conveniente para familias con niños ya que pueden cargar coches y algunos cuentan con puntos de anclaje para instalar las sillas especiales para bebés.
 
Los motores de estos vehículos son un poco más grandes que los “City Cars” pero siguen siendo eficientes en el consumo de combustible. Son adecuados para las calles de Colombia y su equipamiento varía dependiendo de la versión y del año. En esta categoría, en modelos no tan antiguos, (2017- 2021), que pueden oscilar entre los 28 a 32 millones de pesos, se encuentran algunos de los carros más vendidos en el país como por ejemplo los Chevrolet Sail y Aveo, Renault Sandero y Logan o el Volkswagen Gol. Vehículos año modelos incluso año 2011 pueden encontrarse alrededor de los 22 millones de pesos.
 
Por otro lado, muchas familias buscan subir de gama para su segundo o tercer cambio de auto. Son personas aspiracionales y dispuestas a asumir un precio más elevado por modelos importados o versiones más equipadas, como por ejemplo el Renault Stepway, Hyundai i20 y Accent, Kia Río, Mazda 2, Ford Fiesta, Chevrolet Onix y Sonic, Seat Ibiza y Skoda Fabia que se encuentran entre los 33 y 50 millones de pesos, entre años modelo 2015 y 2020, dependiendo de la versión.
 
Estos carros cuentan con versiones con mayor equipamiento y cumplen con los estándares de seguridad internacionales, pues integran accesorios de seguridad como airbags y asistentes de manejo, entre otros. Además, ofrecen opciones en confort como cajas automáticas, techos corredizos y equipos de entretenimiento más actualizados, convirtiéndolos en carros ideales tanto para ciudad como para carreteras.
 
No obstante, elegir un vehículo también implica otras variables como la reventa, la facilidad de acceso a repuestos o que tengan una red amplia de talleres de mantenimiento, lo que es más usual encontrar en los vehículos de mayor rotación y venta en el mercado o en los ensamblados localmente.
 
Para viajeros recurrentes por las carreteras del país y familias grandes
 
Estos vehículos son aún más amplios y para núcleos familiares más grandes, ideales tanto para carretera como para familias que busquen confort o para personas que viajen largas distancias. Para este tipo de necesidades existen dos opciones: los famosos sedanes, escogidos generalmente por tener más espacio y mejor desempeño debido a su amplia configuración de equipamiento.
 
Algunos de los que se encuentran en el mercado son: Nissan Sentra, Chevrolet Cruze, Mazda 3, Volkswagen Jetta, Kia Cerato, Citroën C Elysse, que en sus modelos 2016-2021, oscilan entre los 45 y 55 millones en versión usada. Algunos, también, pueden encontrarse en versiones hatchback (no alargados en la parte trasera) que tienen el mismo espacio y similares características, o como el Volkswagen Golf, SEAT León, entre otros.
 
Finalmente, están las SUV (Vehículo Deportivo Utilitario), carros más versátiles que han ganado mayor terreno en el mercado. Estos modelos son apetecidos por su diseño y los usos duales tanto para carretera, ciudad y terrenos un poco más agrestes. Pueden venir equipados con motores de mayor desempeño, asistentes de manejo y seguridad. Sin embargo, puede traer consigo otros gastos asociados más altos que en otro tipo de vehículos, como las llantas, así como el mantenimiento y seguros.
 
Entre este tipo de vehículos encontramos modelos como Chevrolet Tracker, Chevrolet Captiva, Renault Duster, Kia Soul, Ford Ecosport, Suzuki Vitara y Grand Vitara, Peugeot 2008, Seat Arona, Ssang Yong Tivoli y Korando C, Dodge Journey y Nissan Kicks, que en modelos entre 2016-2020 se encuentran entre los 50 y 70 millones de pesos, las cuales cuentan con espacio amplio, cajas automáticas e incluso versiones con motores turbo.
 
Cabe resaltar que, los precios de los autos usados mencionados, varían según su versión, año, modelo y tipo de carro.
 
“Ante la creciente tendencia de evitar el uso de transporte público debido a la crisis sanitaria actual, la comercialización de vehículos usados se convierte en una gran alternativa para las personas que están en búsqueda de un carro propio, que además de asequible, se encuentre en buen estado y con buenas opciones de equipamiento. Finalmente, el curso de la economía y la movilidad ha demostrado que los carros son hoy soluciones de movilidad más que un activo de largo plazo”, concluye García.

Publicar un comentario

0 Comentarios